http://www.makepovertyhistory.org Hay vida allá afuera???........saludos mundo exterior!!!

domingo, marzo 16, 2014

Como...

... dirian en Eternal Sunshine of the Spotless Mind: " i'm fine without you"...

... ojalá fuera cierto.

jueves, febrero 27, 2014

If you leave me now...

... you'll take away the biggest part of me...

Arrastrado...

... cual gusano.

Mal.

miércoles, febrero 26, 2014

Nada

Y va a quedar todo en nada. Asi no más.

Bullshit

Qué fácil sería la vida si fuera como una película...

... encuentros, desencuentros... reencuentros...

... y vivieron felices para siempre.

Safe...

"When i'm whit you i feel so safe...

... like i'm home".

martes, febrero 25, 2014

(des)amor

Amar duele.

Perder el amor de quien amas... duele

Pero duele aún más el no haber sabido amar

jueves, septiembre 10, 2009

Pasado.

Y Fuguet escribio:

"Ninguno de los dos le perdonaba al otro su pasado. Era como si el hecho de no haberse encontrado antes lo asumieran como un fracaso, una fatalidad que empañaba el futuro de ambos, estuvieran juntos o separados".

martes, marzo 03, 2009

Cabeza de tele

Hoy babeo con Brothers & Sisters, Chuck, Dexter, Fringe, Grey's Anatomy, Lost o Pushing Daisies (y un "etc." un tanto extenso... y creciente), pero si debo listar las seis series que no solo en su momento fueron significativas, sino qué, y pese a los años, aún me dibujan una sonrisa gigante en la cara al recordarlas... estas serian las principales, las de las sonrisas más grandes y recuerdos más gratos:

ALF (1986)

ALF es una de las primeras series que seguí fielmente, pese a que estaba ultra chico me las arreglaba para no perdérmela y, actualmente, cada vez que la pillo me quedo pegadísimo y me río igual que hace casi 20 años (auch!... viejazo!).

Lo simple de la historia, lo cotidiano de los problemas que enfrentan los personajes, pese a lo descabellado que parece el poner a un ET viviendo como si fuera un estudiante de intercambio en casa de una familia común y corriente, las bromas livianas y, obviamente, Gordon Shumway (a.k.a. Alf) me hacen imposible no enganchar... además recuerdo que a mi abuelo le cargaba, no entendía como me gustaba algo tan absurdo y reclamaba cada vez que me pillaba viéndola, pero aún así siempre la veía conmigo

Eerie, Indiana (1991)

Como buen hijo único, en los ratos que estaba solo en casa me las arreglaba como fuera para no aburrirme y así inventé un montón de juegos... desde circuitos de carreras en los que muchos de mis autos de juguete pasaron a mejor vida, hasta “disfrazar” a mis perros y dármelas de domador de leones o cazador... también fui explorador y detective, así que al toparme en la tele con un tipo casi de mi edad y al que le pasaban demasiadas cosas increíbles, me era imposible no enganchar.

No recuerdo los detalles de la historia, pero sí que Marshall llegaba con su familia a Eerie, Indiana, en el pueblo pasaba de todo pero nadie pescaba... así que él y su mejor amigo se las ingeniaban para resolver los misterios, en los que casi a diario, se veían involucrados: pie grande hurgueteando en los basureros, Elvis vivo y paseándose como si nada, gente que no envejecía, en fin... cuando digo “de todo”, no exagero.

Gilmore Girls (2000)

Casi siempre que digo “nunca me perdía a las Gilmore”, me dicen alguna tontera... lo típico es “pero si esa serie es pa’minas!!!”... “me da lo mismo - o alguna frase por el estilo bastante menos correcta - tiene a Lorelai!!!!!”, es lo que suelo responder. Esa tipa es lo máximo, si pudiera elegir a la futura madre de mis hijos por catálogo... de seguro seria alguien muy parecida a ella, especialmente por un detalle: al igual que yo, toma café en cantidades que a más de alguien podría dejar en coma!... además le dieron un sentido del humor increíble y saca la “referencia pop” a la menor provocación (que su perro se llamara Paul Anka, fue la guinda de la torta).

Los personajes secundarios se complementan a la perfección y hacen que todo encaje de modo notable. Además el “madre ultra aperrada, sin padre que la complemente a tiempo completo”, me suena demasiado familiar... y, en muchos aspectos, la relación Lorelai/Rory no deja de recordarme a la relación que tengo con mi mamá, pese a la diferencia de género.

Mad About You (1992)

Antes de Paul Anka, Mr. Muggles o Digby, existió Murray... el perro de Jamie y Paul. Me encantaba la neurosis de ellos dos y el modo en que armaron su relación... también el que los mostraran “enfrentándose” a cuestiones tan simples como comprar un pantalón para una entrevista de trabajo y la ida a la tienda resultara toda una aventura, llena de diálogos increíbles y situaciones graciosísimas.

Los personajes son demasiado “normales” y las historias súper habituales, y es en esos puntos donde radica su encanto. Puede que no sea la comedia que más me hace reír, no en los niveles de Will & Grace o Friends, pero es lejos la que más me gusta. Cuando hicieron la versión chilena, pensé seriamente bombardear TVN... pero me salía un poco caro conseguirme un misil o algo así.

My So-Called Life (1994)

Siempre lo digo: muy rara vez he enganchado con series “juveniles”, pero esta es la excepción. Aunque la gran diferencia está en que al momento de verla tenía casi la misma edad que los personajes.

El cuento gira en torno a Angela (personaje por el que a una ultra pendeja Claire Danes la nominaron al Emmy y se ganó el Globo de Oro como mejor actriz de serie dramática) y sus amigos... tipos quinceañeros, con todo lo que ello implica: el primer enamoramiento, problemas en casa, cahuines en el colegio, incluso los rollos del compadre que no está seguro de su sexualidad... nada que no hayamos visto un montón de veces en series recientes, pero contado de un modo diferente, muy cercano, nada pasaba a la ligera y rara vez caía en caricaturizaciones. Lo que hoy me gusta demasiado es que los problemas de los personajes eran/son súper universales.

The X-Files (1993)

Para el volón científicotecnológicomisterioso, aderezado con complots gubernamentales y demases, hoy tengo a Fringe... serie que, casualmente o no, es del mismo canal que dio a los Archivos X en los 90's.

En su momento Mulder y, especialmente, Scully me dieron vuelta el seso... al menos hasta la quinta temporada, y lo choro del cuento es que mi mamá enganchó, creo qué, más que yo. Eso de sentarnos frente al televisor sagradamente cada jueves por la noche, para luego discutir y elaborar teorias cada vez más absurdas para explicarnos qué demonios pasaria más adelante, era demasiado entretenido y, sin duda, parte importante de los recuerdos que marcan la complicidad que hemos construido con los años.

miércoles, enero 21, 2009

Las películas de mi vida.

Poco despues de que la ME me pidiera que mencionara seis cosas que me hacen feliz, alguien más me pidio que listara mis cinco películas favoritas... cuestión que acabo de rescatar, y ya que el cuento partio con "seis" le agregué una película más... eso

Antes del Amanecer Before Sunrise /Antes del Atardecer Before Sunset (1995/2004)

Siempre está la discusión de si las secuelas son necesarias o cuan inferiores resultan respecto a la cinta original... y si bien, en este caso, cada película funciona perfecta por separado, no puedo evitar el verlas como un todo... el modo en que Antes del Atardecer complementa y redondea a Antes del Amanecer me parece que da sentido a la existencia de las segundas partes.

La primera vez que vi Antes del Amanecer quedé pa'dentro, la simpleza de la historia, la fuerza de los diálogos y la onda increíble de la pareja protagónica me hicieron imposible no enganchar... además tiene un gran detalle: la dualidad de su final... para algunos lo máximo en lo que a historias románticas se trata, para otros lejos de lo más detestable, en mi caso la interpretación siempre ha dependido de mi estado de ánimo, detalle entretenidísimo por cierto. Antes del Atardecer viene a despejar la duda sembrada nueve años antes, acompañada, una vez más, de diálogos potentísimos y un par de personajes que si bien mantienen su esencia, se nos muestran totalmente diferentes pero igualmente encantadores... me gusta como se maneja el cuento de la edad, el paso de los años... pues no solo ganan arrugas, también la postura que tienen frente a la vida cambia, se complejiza... y como pasa en la realidad, muchas veces donde antes hubo puro corazón, ahora el seso se lleva toda la carga, o viceversa.

Tiempo de Volver Garden State (2004)

Antes de verla siete mil veces, escuché diez mil veces la banda sonora... así que por eso, y Natalie Portman, cada vez que entraba al Blockbuster cercano a casa buscaba la película pero nunca estaba disponible... hasta que un día la pillé, la arrendé y enganché demasiado: no solo la música cobró un nuevo sentido, pues pasó de ser un buen grupo de canciones a un excelente grupo de canciones asociadas a personajes, diálogos e imágenes increíbles... también me alentó a tomar en serio a Zach Braff y a caer absolutamente rendido ante Natalie Portman... y pese a que al ver la escena del centro médico, cuando Andrew y Sam se conocen, me sentí absolutamente estafado (ninguna Samantha se acercó y dijo que mi vida cambiaría cuando escuché a The Shins por primera vez), fue en ese momento cuando supe que Garden State pasaría directo y sin escalas a mi "lista A".

El conflicto de la película me llama demasiado la atención: tipo en la mitad de la veintena, que de la noche a la mañana se ve obligado a reencontrarse con sus orígenes y consigo mismo, replantearse el futuro, responsabilizarse de su vida, enfrentar sus miedos y limitaciones... lo que todos debemos hacer en algún momento, no????

Alta Fidelidad High Fidelity (2000)

Tengo un problema con las adaptaciones de libros que me gusten, como en este caso, pues no puedo parar de reclamar por las partes que omitieron o transformaron o por los personajes que dejaron de lado... y en lugar de disfrutar las películas, suelo terminar detestándolas. Por eso, cuando vi por primera vez Alta Fidelidad, basada no solo en uno de mis libros favoritos sino que también centrada en uno de mis personajes favoritos (Rob Fleming), no esperaba demasiado... de partida el que rebautizaran al protagonista, cambiándole el apellido a "Gordon", ya era un mal signo. Pero me equivoqué.

El catalizador de la historia es algo que a, casi, todos nos ha pasado: un quiebre amoroso... con el que Rob emprende un viaje a su pasado, proponiéndose contactar a las responsables de sus 5 peores crisis amorosas, buscando entender (y justificar) su presente y, de paso, minimizar un poco el golpe al ego asociado a que te "pateen". Mi enganche con el libro y su protagonista, parte en las listas que este y sus amigos hacen: 5 trabajos soñados, 5 canciones para tu funeral, entre otras... un ejercicio que en algún momento llevé a cabo con frecuencia, pero en el que creo he perdido práctica, porque vaya que me ha costado reducir mi lista de películas favoritas.

En cuanto a la película... mi escena favorita es cuando Rob está en un puente enumerando las 5 cosas que extraña de Laura desde que terminaron... el apretón de guata es inevitable.

La Dura Realidad Reality Bites (1994)

La dura realidad me gusta demasiado por tres motivos, siendo el primero de ellos Winona Ryder la que, cuando no anda haciendo tonteras, me parece que es sequísima. En segundo lugar el parecido, temático, con otro de mis libros favoritos: Generación X. Siempre he esperado que lo adapten y lo hagan película, pero al parecer moriré antes de que ocurra, porque ninguno de los libros de ficción de Coupland ha sido llevado al cine...

... Finalmente y por sobre, pese a los estereotipos, algunos buenos personajes (Janeane Garofalo la lleva!), hay ciertos diálogos maestrísimos... hay uno en particular que tiene a la frase que con ciertas personillas hemos hecho nuestra, pues nos define casi a la perfección: "... this is all we need. A couple of smokes, a cup of coffee and a little bit of conversation. You and me and five bucks".

Contacto Contact (1997)

Descubrí, sin saberlo, a Carl Sagan cuando estaba súper chico hojeando Cosmos, que ni idea por qué estuva en casa... así que cuando supe de Contacto, ya en media, con Robert Zemeckis y Jodie Foster en el cuento, me fue imposible no enganchar. Si bien hay diferencias con el libro, estas me son totalmente indiferentes... la historia está tan bien armada, además de ser demasiado interesante, que la posa de baba que dejé en el cine cuando la vi por primera vez era gigantesca!

Mi mamá, antes de comenzar la mutación hacia la veterana fome que sufren casi todas las mujeres de mi familia (si lee esto me deshereda), tenia un montón de revistas y un par de libros que aun están por ahí, en los que había mucha info sobre proyectos SETI... de ahí mi interés por el tema.

Siguiendo con las frases, Contacto tiene una que siempre me deja pegadísimo: "el universo es un lugar inmenso, si solo estuviéramos nosotros... seria un gran desperdicio de espacio", o algo así... además de, como es costumbre, una actuación increíble de Jodie Foster.

Mejor… Imposible As Good As It Gets (1997)

Tal como Sam cambia la vida de Andrew o Claire la de Drew, en Elizabethtown, la relación que se da entre Carol y Melvin va por el mismo camino, ese en que un “chico” y su vida llena de pesares, inseguridades y disfuncionalidades se toma un baño demasiado enriquecedor de una realidad totalmente distinta, pero no por ello menos propia, gentileza de la “chica” de turno. Sin embargo, en esta ocasión, se hace más patente la retroalimentación entre los caracteres y problemas de ambos (nadie es una isla, dirían por ahí), por medio de diálogos y situaciones tan delirantes como conmovedoras, buenos personajes e inmejorables actuaciones, con una Helen Hunt notable, tanto como en los mejores momentos de Mad About You, y un Jack Nicholson tan insoportable como entrañable.